sábado, 27 de diciembre de 2008

Dibujando

Mi habilidad con un rotulador siempre ha sido escasa.

Pero aficionarme al manga me ha llevado a tratar de mejorar mi habilidad en este medio de expresión.

Al menos espero que me sirva para hacer storyboards de forma más sencilla que renderizando en 3D, u otros sistemas más sofisticados que el simple dibujo en 2D.

Hace poco asistí a la charla inaugural de la exposición Huned, 10 años de Humor Navarro Editado a Diario, que César Oroz brinda en el atrio de la sede de la Uned en Tudela para aquellos que quieren recordar algunas de sus tiras más memorables.

En la charla me quedó clara una cosa y es que no hay nada como la constancia para mejorar, perfeccionar y perder parte de la dificultad que supone empezar a hacer algo nuevo.

Eso sí, hay que decidir en qué especializarse, porque no me veo haciendo de todo, todos los días. Desde luego el dibujo no es una de mis prioridades.

Hace 20 añitos, aunque solo estuve un trimestre haciendo imagen y sonido en F.P., antes de irme por lo privado a estudiar directamente lo que me interesaba; hice algunas láminas de dibujo técnico, de las que he encontrado unas 16. Creo que en gran parte no seguí en ese instituto de la Zona Franca de Barcelona (no por culpa sino) gracias a lo galántemente borde que era su excelencia el profesor de dibujo técnico.

Ese señor estaba harto de ver manchurrutones de Rotring en los ejercicios que ponía. Y si a mí se me revientan las venas de la cabeza al tratar sobre temas de tabaco, a él se le reventaba toda la cabeza al hablar de dibujo.

Nos trataba de Usted a todos los que allí estábamos, varias clases juntas en una sola aula gigante llena de adolescentes de 14/15 años (pobre profe), y nos sermoneaba como si la vida dependiera de una linea dibujada a la perfección.

Aquí muestro una selección de esas láminas que he encontrado. A ver si aun vive aquel profesor, por casualidad lo ve y, sumado a los excesos de estos fríos días festivos de comilonas, le da algo... pero sin morirse. (¡Qué sufraaa como nos hacía sufrir a los demás!)
-Incluso consideré comprarme un Plotter por aquella epoca, para hacer los ejercicios por ordenador.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comentarios de humanos, bienvenidos.