viernes, 19 de diciembre de 2008

Facebook - Manual práctico de amigos reales e imaginarios

Facebook se ha convertido de pronto en el monopolio de las redes sociales.
Algo así como Microsoft en los sistemas operativos.
No es lo mejor pero es lo que más gente usa.

Y aunque la calidad de sus contenidos sean cuestionables, de forma similar a Youtube, Facebook tiene ingentes cantidades de aplicaciones, grupos, funciones de mensajería y agenda; pero sobre todo tiene a tus amigos. Si no estás en Facebook estás solo. Aunque eso no es ningún delito.



Este verano la red social americana alcanzaba los cien millones de usuarios activos con un ritmo de crecimiento muy alto en España y en todo el mundo, salvo en Irán y otros países donde está prohibida.

No es como un chat en Mesenger o Skype, donde los contactos suelen ir a su bola, y nunca sabes si es buen momento para entablar una conversación.

O el email, del cuál despidámonos también porque solo se usa para enviar chorradas powerpoint adjuntas, y no podemos perder tiempo en discernir Spam de cosas superfluas Buenas y cosas superfluas Malas.

A través de una web de servicios online se tiene opción de colaborar también aunque no se coincida en el mismo momento.

Con Facebook se forma parte de una comunidad de comunidades web con las que compartir ideas, experiencias, juerga (sobre todo), pintadas en el muro de los amigos, charlar en directo, enlaces a cualquier página web, fotos, vídeos y música; y aficiones con amigos y conocidos.

Lo bueno es que aunque solo lo visites una vez al día o a la semana siempre suele haber algo entretenido que ver o hacer. Y si te encuentras con alguna amistad al mismo tiempo sabes que tiene que estar aburriéndose mucho para entrar, así que no le molestará tu intromisión. Je.

Entre los pasatiempos de Facebook, por ejemplo puedes contestar un test para saber "¿Cuán bueno eres tratando a tu novia?" o "¿Qué personaje de Futurama eres?" o "¿Qué clase de psicólogo eres?" y un millón de cosas para picar... y si es lo suficientemente interesante alguno de tus amigos lo verá y también lo probará.

Así funciona la ingeniería social de Facebook. Lleno de memes por doquier.

Lo realmente divertido son algunos grupos que crea la gente. Desde "Fans del Conde Draco de Barrio Sésamo" hasta "Apuesto a que se apuntan 1.000.000 de personas que odian a George W. Bush"

Por supuesto Esperanza Aguirre y otros personajes públicos del mundo político, deportivo o cultural también tienen su espacio en Facebook; tanto de fans como de detractores.

La mayoría de la gente usa Facebook con fines sociales y de ocio. Aunque también se puede usar con fines científicos o publicitarios.

Por ejemplo podemos hacer comparaciones dignas del INE o de la CIA viendo que el grupo "Windows Vista Sucks" tiene 7100 miembros, mientras que el grupo "Excited for Windows Vista" tiene solo 479 simpatizantes o el "Lovers of windows of WINDOWS VISTA" tiene 150 adoradores.

Y que entre los hispanoparlantes solo hay grupos con cientos de suscriptores a "yo tambien ODIO windows vista" o "Pienso ke Windows VISTA es una real MIERDA!!".

Por aquí es donde se entra en un terreno donde los usuarios son más vulnerables y puede acabar con Facebook de un plumazo si un fenómeno masivo sobrepasa la frontera de lo virtual y se producen casos de acoso en la vida real por compartir datos personales donde no se debía.

Tu foto de Facebook te delata (soitu.es)
Recomendaciones para Facebook (sophos.com)

Sophos recomienda que la gente ajena a tu red Facebook o incluso los que no sean amigos de primer grado tengan vetado el acceso a datos como quiénes son tus amigos.

Como es la opción por defecto en los perfiles de Facebook casi nadie sigue las recomendaciones de Sophos. Y creo que incrementar la paranoia en estos sitios es algo exagerado. Porque no es un lugar al que se le coja mucho apego. No es algo serio. Y porque siempre dispones de opción para aceptar o rechazar quién quieres que vea tus datos y puedes bloquear a aquellos que puedan molestarte.

La publicidad en Facebook es bastante original.

Aunque he visto anuncios malos, con sarna, y que además no se pueden quitar (sin un buen bloqueador del estilo Flash-block) la mayoría permiten ser cambiados con un solo click.

Tienen un sistema de votación estilo "youtube". Si te gusta el anuncio pulsa el Pulgar hacia arriba. Si no te gusta, Pulgar hacia abajo. De ese modo es de esperar que cada vez acierten más con la publicidad. Aunque creo que están a años luz de conseguir que los usuarios presten atención a anuncios de seguros de coche, estudios en el extranjero, formación de hosteleros, o donación de esperma.

Bueno, alguna cosa puede estar bien.

Además, suelen añadir la promoción de sus propios contenidos de un modo muy original.

Es un nuevo modo de publicidad social.

Como el boca a boca pero haciendo hablar a tus amigos de parte del responsable de marketing. Y a juzgar por esta imagen no podría estar mejor contextualizada. -Tu amigo (fijaros en las similitudes! ;)) se ha unido a esta comunidad o se ha hecho fan de tal o cual personaje; hazlo tú también.-

Lo ideal sería que no hubiera publicidad pero de algo tienen que vivir para alojar los 5000 millones de fotos de perfil que alberga Facebook.

Lo ideal sería que no tratasen de influir terceros en lo que tú quieres hacer. Convirtiéndonos en herramientas del mercado de consumo aborregados que hacen lo que hacen los demás porque lo hacen los demás. Si la imitación no es lo tuyo, aborreces la TV y los adoctrinamientos, es mejor que no te acerques a Facebook mientras puedas.

Tampoco entiendo el afán que algunos de mis contactos tienen de coleccionar amigos que ni siquiera conocen de vista.

Y que según quién esté al otro lado de la foto, cuando en las opciones de privacidad tienes que "amigos de tus amigos" puedan tener acceso limitado a alguna sección de tu cuenta Facebook, puede ser una temeridad.

Aunque mucho más lo era (y sigue siendo) enviar un simple email a alguien que no sabía lo que era un antivirus en su ordenador, para que después tu dirección email fuera enviada por troyanos como remitente de virus a otros y receptora de spam a tí. Pero lo hacíamos sin pensar en las consecuencias o sopesando el ratio de riesgo/beneficio.

Al hilo de este no-saber-decir-no a peticiones de amigos prácticamente anónimos o completos desconocidos hay alguna que otra parodia por Youtube.
Conociendo un poco Facebook se puede apreciar la gracia de esta parodia británica; real como el Facebook mismo. -¿Una partidita de Scrabble?- Je, Je.

El caso es que a mí me gusta Facebook. Y me gusta porque es un lugar distendido, donde se lleva ropa de los viernes, aunque sea lunes a las 9 de la mañana.

Por ahora tengo 14 contactos en Facebook. Pero son 13 buenos amigos y un completo desconocido; al que tengo bloqueadas prácticamente todas las opciones de husmear y publicar en mi muro, salvo algunas; más que nada por ser corteses y estar al día con quien podría ser un proveedor en el futuro.

Pero la red social de negocios por antonomasia es LinkedIn. No Facebook. Aun así hay mucha gente metida que va pidiendo ser amigos para promocionar sus negocios en Facebook confiando en que la curiosidad de la gente provocarán que vean la información pertinente publicada en su perfil cuando se pregunten quién dice ser amigo.

Ésta es una mala conducta. Hay mejores formas de promocionarse.

Facebook no está pensado para el trabajo pero esconde un gran potencial para localizar personas con ciertos parámetros y Google ya está temblando ante su competencia con algún que otro transfuga que les han quitado de Youtube.

Coleccionismo
En los dos meses y medio que llevo metido en Facebook he visto amigos pasar de tener 100 a 400 amigos en pocos días; y me pregunto cómo llevarán la cuenta de la actividad de sus amigos y cuánta atención les dedicarán a cada uno y sobre todo hasta que punto son amigos de sus amigos. Je.

Pero el caso más patológico son aquellos que tienen amigos famosos. Evidentemente imaginarios. Pues un famoso real no podría dedicarse a aceptar peticiones de miles de amigos en su lista porque sí.
A no ser que sea una agencia de representantes o alguien muy aburrido que quiere ver cuántos amigos obtiene con esa identidad.

Cada cuál hace con el mundo lo que quiere y se toma la red social a su manera.

Perfil Facebook de Alfredo Soro

Si me conoces y no estás en Facebook ya estás tardando en unirte y agregarme.

Aunque ya aviso que no me haré amigo de nadie que no conozca en la vida real o que conozca al menos mínimamente (al menos de vista). Je.

Estoy ignorando a uno que no conozco de nada que se apellida como yo. Porque si tuviera eso en cuenta tendría que aceptar como conocidos a casi todo el mundo, porque doy la misma importancia al apellido de mi padre que el de mi madre, tíos, abuelas, bis-abuelos, y todas las generaciones anteriores que me emparentan con demasiada gente.

No lo he rechazado definitivamente todavía porque, como la mayoría de usuarios de Facebook, no se decir que NO.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comentarios de humanos, bienvenidos.