lunes, 7 de julio de 2008

Y van diez

Hoy 7 de julio, San Fermín, suceden muchas cosas.

Aunque realmente estoy escribiendo esto el día 1, lo hago, como muchos artículos anteriores, asumiendo que se verá en la fecha programada.

Este día tras el primer encierro pamplonés me preparo para viajar a la ciudad de Úbeda a conocer a muchos compositores de música de cine, ver un gran concierto sinfónico y las ciudades patrimonio histórico de la humanidad que son Úbeda y Baeza.

Y volviendo al tema monográfico que no me parece nada constructivo, ni me siento mejor por comentar todo el proceso, pero quiero acordarme en el futuro de este proceso que seguramente olvidaré con el tiempo para recordar solo lo bueno, hoy día 7 han pasado nueve días desde la décima intervención de mi dentista.

No se aun cuánto falta para acabar pero me temo que aun voy a padecer mil y una judiadas hasta que todo esté más o menos bien.

En esta ocasión más que limar o pulir esculpieron mi muela derecha; recuerdo haber recibido al final hasta algunos "martillazos" como si usasen mazo y cincel.

Se hizo sin anestesia por ser en la primera pieza endodonciada pero me hizo daño cuando me metían alguna especie de torno y me rozaban la lengua o la encía.

Lo peor fue que a diferencia de las otras veces en las que una vez pasados los efectos de la anestesia me sentía como antes de ir al dentista, esta vez me estuvo escociendo y molestando e incluso sangrando todo alrededor del diente, que más que una muela ahora parece un palote pequeñito; Durante más de dos días.

Lo peor también es saber que tengo otra muela a la que le harán lo mismo. Aunque tengo la esperanza de que con otros instrumentos no sea tan traumático. Ya que quién me hizo la operación se quejó de que no tenían recambio apropiado para cortar mis dientes, que dicen que son bastante duros. Más que los de otros. Así que tuvo que meterle un poco más de "mala leche" y aprovechar piedras de calibre inferior de lo que hubiera sido idóneo.

La cita siguiente se suspendió porque aun no habían llegado los materiales necesarios para seguir mi tratamiento así que me quedé tranquilo unos días más. Pronto contaré como fueron la undécima visita y la duodécima que toca hoy!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Comentarios de humanos, bienvenidos.